La laguna del Tinije es un ecosistema estratégico declarado por Corporinoquia Distrito Regional de Manejo Integrado - DRMI, que alberga un gran biodiversidad en flora y fauna, parte de la laguna está ubicada en el municipio de Aguazul vereda la Graciela y Maní vereda Mararabe, su espejo de agua de agua cubre 128 has, la laguna como tal tiene una extensión 4 kilomentros de largo, 400 metros de ancho y una profundidad máxima de 6 mts en época de invierno.

Su nombre proviene del vocablo indígena titirijí que significa Moriche haciendo alusión a la especie de palma que bordea toda la laguna y cuyo nombre científico es Mauritia Flexuosa.

En época de verano reduce sus aguas, y deja un bosque inundable que bordea toda la laguna y que favorece actividades de senderismo, la laguna no se seca en todo el año, lo que hace que sea un área de refugio en época seca para muchas especies, en invierno la mayoría de peces están en reproducción por lo que la laguna se convierte en un espacio crucial para el mantenimiento de las poblaciones.

De acuerdo con recientes estudios por parte de algunas universidades se dice que este ecosistema cuenta con 172 especies de plantas, entre las la más importantes para su ecosistema es la palma de moriche.

En cuanto a fauna 37 especies de anfibios y reptiles, 41 mamiferos, 29 especies de murcielagos, 12 terrestres, 229 especies de aves, 48 especies de hormigas, 25 especies de cucarrones estiercoleros y 100 especies de peces.

Entre ellos especialmente, garzas, patos guilili, pato carretero o ganzo del Orinoco, chigüiros, caimán llanero, galapagas, venados, Toda especie de peces, rayas, anguilas o tembladores, boas o guíos, ranas, lagartos lagartijas e iguanas, morrocoyes

Las diferentes entradas que tiene la laguna se usan como provisión de agua para el ganado vacuno y caballar.

La laguna del Tinije fue declarada Reserva Natural y Patrimonio Ecológico en el acuerdo municipal de N° 018 de noviembre 25 de 1993, actualmente se encuentra en proceso de declaratoria de Reserva de la Sociedad Civil por parte de Parques Nacionales en un proceso que adelanta la Finca San Juan del Tinije ante la Secretaría de Agricultura, Ganadería y medio ambiente de la Gobernación de Casanare.

En el año 2012 la comunidad del sector y algunos líderes del municipio de Maní y aguazul tuvieron que librar una dura batalla con una empresa del sector hidrocarburos que a través de una licencia ambiental concedida por la ANLA pretendía realizar exploración sísmica a menos de 200 metros de la laguna, finalmente el consejo de estado prohibió toda actividad petrolera en este sector. Allí permanece aun parte de la plataforma que se alcanzó a construir. 

Se cree que el lugar donde se encuentra ubicada la laguna fue territorio sagrado,

Según cuenta la leyenda cada 50 lunas llenas solo a los escogidos por los dioses se les revelaba el camino por donde podían acceder a sus cristalinas aguas a lavar sus culpas Había 30 entradas y una sola salida que era señalada por la sombra de Titiriji (el Moriche mayor) cuando la luna estaba a mitad de la laguna. El sendero debía ser recorrido antes de que apareciera el sol en el horizonte, y solo quien lo lograba tenía el privilegio de dirigir a su pueblo.